Amor bandido

Crítica de Francisco Mendes Moas - Cine Argentino Hoy

“Amor bandido” de Daniel Werner. Crítica.

Tras un paso por el BAFICI y una larga espera a fin de ser estrenada en los cines, llega “Amor bandido”. La primera película de Daniel Werner, podrá verse, además de en los cines, en la plataforma Cine.ar, de manera gratuita por una semana. Protagonizada por Romina Richi y Renato Quattordio, y con la participación de Rafael Ferro. Una sinuosa trama, llena de sexo, crimen y buenas actuaciones.

Joan pareciera ser un joven que lo tiene todo, una familia bien acomodada, asiste a un colegio importante y además está enamorado de su profesora de plástica. La relación es correspondida y durante el fin de semana largo de semana santa, ambos se escapan a la casa que ella tiene en Córdoba para dar rienda suelta a sus pasiones. Pero aquí nada es lo que parece y Joan pronto descubrirá que su vida se encuentra en peligro.

En un comienzo parecemos habitar la fantasía idílica de un joven lleno de hormonas y una mujer con pocos escrúpulos. Pero poco a poco, el sueño erótico estudiantil, de encamarse con la profesora comienza a transformarse en una terrible pesadilla. El joven, papa caliente, a quien, su despertar sexual le tira más que una manada de caballos, cae en la trampa de su estuprosa profesora. Pues no podemos obviar que él sigue siendo un menor de edad. Tal vez parezca menos impresionante al tratarse de un joven viviendo el sueño o porque los actores son claramente mayores de edad.

Por un lado la celebración de que vuelva a mostrarse el sexo en pantalla, que el cine moderno poco a poco comenzó a obviar y casi pareciera una autocensura. Por el otro, el tipo de relación estuporosa que se mantiene y pareciera atentar la desmantelación de un tema tabú. Empero al ser el personaje de Romina Richi tan ambiguo en sus deseos y utilizar el sexo como una herramienta de coerción, no se ve a la relacion como algo positivo. Si no más bien todo lo contrario, tenemos a un adulto en una situación de poder que no hace más que abusar del mismo una y otra vez.

Así mismo la trama se desarrolla a fuego lento, hasta que hierve y al rebalsar se apaga el fuego. Durante poco más de la mitad del film no pareciera pasar nada más que romance para luego explotar el thriller que venía empollando. Encausando en un desenlace a la velocidad de la luz, que no se compara con su aletargado inicio. Nobleza obliga, todo fotografiado de una manera excepcional, con la aplicación de zooms que tan bien acompañan a la espesa atmósfera.

La dupla protagonista de Quattordio y Richi generan una gran química y Rafael Ferro nos deja con muchas ganas de ver más de él. Tenemos aquí a un director que sabe tanto lo que quiere como lo que hace, y además es muy bueno eligiendo a sus intérpretes. Con “Amor Bandido” comienza a caminar una carrera que afinando el lápiz en el tratamiento de los temas, puede llegar a ser más que interesante.

Resumen de críticas